Le fían a López Obrador para impulsar su deporte favorito

Noticias MX.- El programa estrella de deporte del presidente Andrés Manuel López Obrador, el de desarrollo y promoción del beisbol, no ha recibido presupuesto, pero opera con poco más de 1 millón de pesos de la bolsa de su comisionado, Édgar González Sabín, quien espera el reembolso de su dinero.

De acuerdo con Proceso, la Oficina de la Presidencia para la Promoción y Desarrollo del Beisbol en México (Probeis) tiene asignados 350 millones de pesos para 2019. Sin embargo, todavía no ejerce ese recurso porque, primero, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público no había liberado el dinero a la Secretaría de Educación Pública (SEP) y, segundo, porque desde esta última dependencia –que ya tiene el recurso– no ha fluido un solo peso.

El 29 de mayo, González Sabín presentó en nueve puntos los lineamientos del programa que tiene como objetivo incrementar el número de peloteros mexicanos en las Grandes Ligas (MLB) y masificar este deporte mediante la implementación de escuelas de beisbol donde, además, podrán estudiar la secundaria y la preparatoria.

Pero el compromiso presidencial de contar con entre 60 y 80 peloteros mexicanos en la MLB para 2024, cuando concluya el sexenio, ya se topó con la realidad: en 2018, 165 jugadores mexicanos estuvieron en las distintas categorías del sistema de granjas de los clubes ligamayoristas (desde novatos hasta AAA). González asegura que en 2019 son 183.

Si se considera que sólo entre 3% y 4% de los jugadores firmados debuta en Grandes Ligas, de este universo si acaso llegarán entre cinco y siete jugadores. El proyecto presidencial considera desarrollar otros 100 prospectos, que necesitarían entre cinco y seis años para desarrollarse.

“Para llegar a 60-80 necesitas tener miles de jugadores. Está muy difícil llegar a la meta. Con que crezcamos el número. Es lo que dijo el presidente y es lo que se va a tratar de lograr: cumpliremos con que haya más jugadores”, dijo González en la conferencia de prensa.

Aunque Probeis ya cuenta con un proyecto para ejecutarse –a diferencia de la Conade, donde no se ha presentado, pero será en julio, según su directora, Ana Guevara–, está retrasado justamente por la falta de dinero, pues las escuelas regionales no estarán listas para cuando se inicie el año escolar en agosto.

La operación de este proyecto comenzará en Culiacán, donde desde 2016 existe una academia que se construyó con recursos federales y del gobierno de Sinaloa. Durante dos años personal de las Grandes Ligas la estuvo operando, pero al descubrir el alto costo que representa decidió abandonarla.

“Ya se tardó el dinero”

Mientras comienza la operación de las escuelas, Probeis realizará, entre el 25 de junio y el 14 de agosto, una liga con los 100 mejores prospectos, para lo cual está reclutando a los peloteros de los clubes de la Liga Mexicana de Beisbol (LMB) y a cualquier interesado, mediante una convocatoria pública.

Asimismo para detectar el talento local se llevará a cabo una gira nacional en 32 ciudades, cuyo arranque se hará en La Paz, Baja California. La fecha de inicio aún no se ha establecido porque no están fluyendo los recursos.

“Son los tiempos de la SEP, ahí se hacen los trámites. La Oficialía Mayor pide el dinero y hace el trámite. Hasta ahorita no hemos ejercido nada de los 350 millones de pesos, todo ha sido por cuenta mía. Se necesita que la SEP haga la gestión para usarlo”, explica González en entrevista con Proceso.

Pese a que González Sabín será el responsable de manejar esos recursos del erario, no ostenta un cargo como servidor público. Explica que el presidente López Obrador le pidió que funja como comisionado honorario, igual que Bernardo Segura en marcha y Miguel Torruco en el boxeo.

“Ya se tardó mucho (en llegar el presupuesto). Todo se ha hecho con recursos propios. El presupuesto va a caer en estos días, por eso se hizo la conferencia. Estoy seguro de que ya va a caer. Ya se habló con la Presidencia. La gestión es cosa de tiempo.”

–¿A usted le van a reembolsar lo que ha gastado?

–No hay un mecanismo porque no somos parte de la SEP, todavía. Mi equipo sí es parte, pero yo estoy como honorario. Al ser honorario no recibo sueldo y no puedo recuperar lo que he gastado, pero sí voy a hablar con el presidente (López Obrador) para que se me pueda regresar.

“El beisbol ya me ha dado mucho y el presidente me pidió de favor que lo haga de manera honoraria. Yo trabajo para la cadena Fox Sports (en las transmisiones de beisbol en Estados Unidos), tengo ingresos por ahí y puedo seguir con mis proyectos personales en Tijuana –la Academia González que dirige su papá donde desarrollan peloteros mexicanos para venderlos a los clubes de las Grandes Ligas–. Se me va a apoyar con los viáticos porque tampoco voy a poner de mi bolsa para trabajar. Eso sí me lo reembolsarán, pero no puedo recibir un salario del gobierno.”

–¿Cuánto ha gastado hasta ahora?

–Arriba de 1 millón de pesos.

Mediante una solicitud de acceso a la información, la SEP contestó que el único dinero que ha entregado a González Sabín, o a cualquiera de sus colaboradores, son 31 mil 769 pesos “para visitar las ciudades de Phoenix, Tampa y Orlando, del 24 al 29 de marzo de 2019”.

La idea del presidente es crear escuelas en donde el talento nacional (40 alumnos por plantel) pueda aprender a jugar beisbol y cursar la secundaria y/o el bachillerato. Quienes no se conviertan en prospectos estudiarían Educación Física (en alguno de los 10 planteles de la Universidad del Bienes­tar) para tener una carrera.

Diferencias con la Conade

La decisión de que Probeis opere vía la SEP se tomó a partir de que el presidente López Obrador aclaró que los comisionados serían independientes del resto de las políticas públicas en materia de deporte.

Aunque en un primer momento se consideró que el beisbol, la marcha y el boxeo operarían mediante la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade), al final se eligió a la SEP, para evitar que el dinero tuviera que pasar por las arcas de las federaciones.

“Hacerlo por la Conade era lo más eficiente, pero el programa de beisbol pasa por la parte de la educación y, además, el presidente no quiere que se opere dinero a través de las federaciones, que son asociaciones civiles y ya se sabe lo que ha pasado con ellas (malversación de recursos públicos).

“Con Ana Guevara hemos tenido algunas pláticas en las que nos dimos cuenta de que no estamos viendo las cosas de la misma manera, pero tenemos una (buena) relación y siempre estamos platicando con ella. El problema es que la Conade trabaja con las federaciones y el presidente no quiere que saquemos el dinero a través de ellas. Punto. Quiere que se aplique directamente a quienes debe llegar. En las federaciones no hay transparencia y aquí sí hay. El oficial mayor tomará las decisiones sobre montos, sueldos y viendo la parte deportiva, y nosotros somos los responsables del dinero.”

El comisionado explica que él manejará todo el presupuesto. “Ser honorario no me quita la responsabilidad porque yo le tengo que rendir cuentas al presidente. Voy a monitorear todo y a responder por todo”.

–¿Qué pasará si descubre que hay transas?

–Lo denuncio. No voy a meterme en problemas, soy nuevo. Todo se hará de manera transparente, como el gobierno lo pida. Cumpliré las reglas. Se hará todo por licitación y hay cosas que se tendrán que adjudicar, como la compra de las pelotas, porque la mejor es Rawlings y sólo hay una persona en México que la distribuye. Estoy sorprendidísimo de cómo se trabaja en el gobierno: para sacar dinero o comprar algo hay que hacer un montón de trámites que estoy aprendiendo.

Tensión con la LMB

El proyecto presentado el jueves último incluye ayudar a quienes concluyan la preparatoria a conseguir una beca en alguna universidad de México o de Estados Unidos, y abrir las instalaciones por las tardes para que entre 100 y 200 niños aprendan a jugar beisbol a cambio de una cuota (el monto no se ha fijado) que servirá para ayudar a cubrir los sueldos de quienes los entrenen.

Parte del presupuesto se destinará a atender la “tutoría de prospectos”, es decir, los jugadores que ya están firmados por algún club de Grandes Ligas –y cuyos derechos de retorno pertenecen a un equipo de la LMB– recibirán asesoría en nutrición, psicología, clases de inglés, ayuda académica para que puedan concluir sus estudios de secundaria y/o bachillerato y acompañamiento de exjugadores mexicanos ligamayoristas para tratar de que debuten en la MLB.

Édgar González dice que se concentrarán principalmente en los peloteros que están en las categorías AAA y AA, las más cercanas a las Mayores. Un comité integrado por mexicanos ligamayoristas y exligamayoristas (entre ellos el pitcher retirado Rodrigo López y Roberto Osuna, cerrador de los Astros de Houston) se reunirán periódicamente para determinar qué se necesita y contratarán al personal calificado para ello. Los integrantes de este comité tampoco recibirán un sueldo.

Entre las asesorías a los prospectos ya firmados está el servicio de agentes. El responsable de contactar a los jugadores es Kundy Gutiérrez, quien hasta hace unos meses fungía como director general de la Selección Mexicana de Beisbol, mediante un convenio con la Federación Mexicana de Beisbol (Femebe).

Gutiérrez se ha encargado de enviar mensajes y llamar a los peloteros, lo cual ha molestado a las directivas de los equipos mexicanos, pues consideran que no les corresponde hacer una labor de agentes y que se están metiendo con sus jugadores.

Pero Édgar González refiere que es muy importante que los jugadores cuenten con un agente que vele por sus intereses y los apoye en los momentos difíciles, cuando están tentados a tirar la toalla por los bajos salarios que pagan los equipos de las Ligas Menores o por las dificultades deportivas que viven.

El comisionado de la Oficina de la Presidencia para la Promoción y Desarrollo del Beisbol aclara que están en muy buenos términos con la LMB y que no es su intención afectar a los clubes que desarrollan peloteros para vender a Grandes Ligas y por los cuales reciben un bono de 35% de la cantidad por la cual firma un jugador.

“La relación es de cordialidad. Con Javier Salinas (presidente de la LMB) nos llevamos completamente bien. Platiqué con él. Tuve muchas pláticas con los dueños, sobre todo con los nuevos, como José Miguel (de Pericos de Puebla) y Francisco Orozco (de Algodoneros de Unión Laguna) y esta fue la manera: dijimos: ‘Amigos, son seis años en que el presidente va a apoyar el beisbol, ¿para qué nos peleamos? ¿Por qué no sumamos esfuerzos para ir hacia el mismo lado?’. Eso dijimos y eso vamos a hacer. Todos estamos sumando para el presidente.”

Polémica por bonos
de peloteros

Desde 2012, David González, padre de Édgar González, ha sostenido una pugna con la LMB a la que ha acusado de “esclavizar” a los peloteros mexicanos, tanto a los prospectos que firma –y, según sus denuncias, no invierte en su desarrollo– como a los que vende a Estados Unidos, pues están obligados a jugar en el mismo equipo cuando regresan a México.

González montó una academia en Tijuana en donde desarrolla a jugadores que vende a los equipos de Grandes Ligas y éstos le entregan 30% del bono por el cual fueron firmados.

Por su parte, los clubes de la LMB –antes del acuerdo vigente con la MLB, que consiste en entregarle el bono completo al jugador y a cambio los equipos recibirán 35% de esa cantidad– sostienen que invierten cantidades millonarias en desarrollar peloteros y en mantener una liga que dura siete meses.

“No queremos afectar a la LMB por el tema de los bonos de los peloteros. Tenemos que hallar la manera en que nosotros, como gobierno, empatemos con eso. Vamos a crear un fideicomiso con el dinero de los bonos de firma que reciban los jugadores para que las escuelas sigan operando.

“El fideicomiso lo operará la SEP o la Presidencia para que sea muy transparente. Si no hacemos eso, las escuelas no van a poder seguir funcionando, además de que nos causa un problema con la LMB porque ellos salen afectados, la relación no va a estar bien como está ahora y tenemos que cuidarlos.”

González agrega que los jugadores que no logren el objetivo de convertirse en prospectos para Grandes Ligas tendrán la opción de ser contratados por algún equipo mexicano.

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto